Durante muchos años, se especuló con qué le sucedía a Belén Esteban pues la madrileña se mostraba algo errática incluso delante de las cámaras, y ni hay que decir que su aspecto físico no pasaba por un buen momento.

Años más tarde, Esteban se sinceró en su libro autobiográfico Ambiciones y reflexiones, dónde la madre de Andrea Janeiro mostraba su cara más cercana al relatar cómo había terminado siendo adicta a la cocaína y lo difícil que le resultó salir de ese mundo.

Los duros recuerdos de Belén Esteban que todavía la hacen llorar

Aunque la mujer de Miguel Marcos sabía que tenía un grave problema, al principio no quería ayuda e incluso estuvo a punto de morir por una sobredosis, pues como ella misma relató:

No quería hacer nada que no fuera ponerme, sólo me importaba estar tranquila en el sofá pensando en cuanto me iba a meter al día siguiente.

belen esteban menendez
Fuente: Telecinco

Por si fuera poco, aunque la Princesa del Pueblo sabía que no estaba bien el rumbo que su vida estaba tomando, cuando sus amistades cercanas le preguntaban por el tema, sobre todo para interesarse de si necesitaba su ayuda para recuperarse, ella negaba la mayor alegando que todo era culpa de su insulinodependencia.

La de Paracuellos comenzó a cuestionarse su ritmo de vida, pues tenía una niña pequeña aún a su cargo, por lo que un día comenzó a pensar y como ella misma ha dicho:

Me vino a la mente qué diría mi padre de lo que yo estaba haciendo, se me caía el mundo cada vez que lo pensaba, hubiese sido una gran decepción para él verme así, así que busqué ayuda para salir de ese pozo, porque en España es muy fácil recaer si no te rodeas de gente buena.

menendez
Fuente: Mediaset

Por suerte, Belén supo salir por completo de ese mundo oscuro y a día de hoy está completamente recuperada, y lo que ha sorprendido es que nadie de la cúpula de Mediaset haya salido a hablar sobre sus palabras, pues ella fue valiente y admitió que más de una vez consumió en las instalaciones pese a estar prohibido.